Cómic: Spawn, nunca hagas tratos con el diablo


¿Qué hace que un hombre venda su alma al diablo, tal vez sean las ansias de poder, el dinero, la fama…o tal vez un sentimiento tan sencillo pero tan peligroso como lo es el amor? Es por esto último que el capitán Al Simmons hace un trato con Malebolgia uno de los demonios que rige el octavo infierno y así regresar a la tierra para volver ver a su esposa una vez más. Pero lo que Simmons no sabe es que el trato estaba amañado y ahora él es parte de un juego donde Malebolgia busca ser el rey supremo del infierno y del cielo.

Con este argumento se da inicio a Spawn uno de los comics de mayor relevancia en la industria de los comics con una historia que se aleja de la narrativa convencional de la lucha entre el bien y el mal, porque aquí la idea que se tiene del cielo y del infierno difiere mucho de las creencias que se tienen acerca de ellos. 


Una de las características que diferencia a Spawn del resto de “super héroes” es que sus propósitos son totalmente egoístas y mundanos como es el poder ver a su esposa de nuevo después de hacer un trato con el diablo; por otro lado, su antigua vida como agente y mercenario de la CIA lo convierte en el candidato perfecto para comandar las fuerzas del infierno y así derrocar a Dios, estas son las cualidades que Malbolgia considera necesarias para esta labor por lo que dota a Simmons de un poder limitado para llevar a cabo su misión en la tierra la cual es recolectar el mayor número de almas para engrosar el ejercito del infierno.


Spawn fue creado por Todd Mcfarlene en el año de 1992 pero años antes fue el creador de Venom junto con David Michelinie cuando trabaja para Marvel Comics en la década de los ochenta y que después de una serie de pleitos legales la editorial se quedó con los derechos del mismo, Es por eso que en 1992 funda Image Comics junto con otros seis artistas y publica el primer número de Spawn el cual vende más de un millón de copias las cuales el mismo escribió y dibujo hasta la séptima entrega, aunque en ocasiones recibió la colaboración de Alan Moore, Greg Capullo y Frank Miller.


La primera parte de la Historia se compone de 8 números en los cuales los primeros cuatro volúmenes nos presentan a un Spawn confundido que ha regresado a la “vida” cinco años después de su muerte y que no recuerda nada de su anterior vida pero que poco a poco va descubriendo la verdad en forma de pequeños recuerdos pero que al ir formando el rompecabezas de lo que fue su vida, se da cuenta que ya no tiene cabida en la vida de los demás porque para todos él ya está muerto.


A medida que va avanzando la historia de Spawn se va tornando más compleja y violenta ya que no solo debe enfrentarse a Malebolgia sino que además debe descubrir quién fue el responsable de su muerte; así como también detener a al asesino serial de niños Billy Kincaid y por último enfrentarse a las fuerzas del cielo quienes han decidido poner fin a su existencia en la tierra enviado al Redentor un ser creado por el cielo, y todo esto sin olvidar la guerra de pandillas y la mafia han disputado por el control de los callejones de la ciudad de Nueva York. 


Pero la evolución y la complejidad no solo se nota al nivel de la trama, sino también en sus ilustraciones y guiones los cuales a medida que avanzan se tornan más oscuros y esto se debe a la influencia de Greg Capullo quien tiene un estilo particular del manejo de la tinta brindando ilustraciones ricas en detalles y un excelente manejo de las sombras, dando la sensación de vida a los dibujos. Por el lado de los guiones cabe resaltar la participación de guionistas como Frank Miller y Alan Moore que personalmente opinó no destacaron en algunas entregas a causa de unos diálogos muy sonsos y carentes de la personalidad agresiva que caracteriza a Spawn pero este altibajo narrativo se logra superar con la inclusión de Greg Capullo y Marc Silvestri quien trabajo en títulos como The Darknest y Whichtblade.

Spawn es un cómic que refleja los comportamientos más decadentes del ser humano y de las  instituciones. A medida que vamos avanzando en la historia encontraremos violadores, asesinos y funcionarios corruptos, pero también se replantea la imagen del cielo, la iglesia y la inmortalidad. Al simmos personifica claramente lo que es el sufrimiento y la frustración, estos elementos lo diferencia de otros héroes como Batman que, a pesar de perder a sus padres a manos de un ladrón decidió ser un vigilante para proteger a la ciudad de los delincuentes y aun así mantiene su estilo de vida, pero Spawn es diferente ya que al hacer el trato con Malebolgia perdió su vida, su familia, su hogar y lo único que le queda es refugiarse en los callejones de Nueva York lugar en el que convive con la escoria de la ciudad. 

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.